Buscar
miércoles 17 octubre 2018
  • :

Vacunas de la gripe aviar y herpes hicieron al virus más peligroso para humanos y animales

Investigadores confirmaron que están aplicando vacunas contra el herpes de las aves y la gripe aviar, con fármacos que no están eliminando los virus y, como resultado, éstos se están transformando en especies mucho más agresivas, con riegos para la salud humana.

En el caso del virus herpes en las aves, que causa la enfermedad de Marek, este hecho se comprobó experimentalmente, destaca el estudio publicado por la Universidad de Pensilvania y un equipo internacional, el 27 de julio en la revista Plos Biology. El equipo dice haber confirmado una teoría que muchos estaban denunciando con anticipación.

Pollos 7

Confirman que algunas vacunas propagan virus peligrosos, reveló la Universidad de Pensilvania
“La vacuna contra la gripe aviar es una vacuna con fugas”, afirmó Andrew Read, líder del estudio y profesor de Biología y Entomología en la Universidad Estatal de Pensilvania. Por esta razón, agregó el científico, se está tornando cada vez más peligrosa, no solo para las aves, sino también para los seres humanos. Como prueba de ello, explicó, la Organización Mundial de la Salud está reportando personas muertas en China.

Venugopal Nair, quien dirigió el equipo de investigación en el Reino Unido, explicó en el informe que “la enfermedad de Marek solía ser un problema de salud leve que no hacía mucho daño a los pollos en la década de 1950, “pero la virulencia del virus ha evolucionado y hoy en día es capaz de matar todas las aves de corral no vacunadas en bandadas, a veces dentro de los 10 días”. Sin embargo ahora casi todos los pollos de las granjas de todo el mundo están vacunados contra esta enfermedad, en tanto “el virus se está convirtiendo cada vez en más agresivo”.

Cuando se vacunan a todos los individuos de una población, no se revela a simple vista que el virus se ha convertido en una especie súper virulenta, si la vacuna sigue siendo eficaz, destacan los autores.

Por su parte, “la cepa más virulenta de la gripe aviar que ahora está diezmando las aves de corral en todo el mundo puede matar aves no vacunadas en poco menos de tres días”, dijo Read, destacando que mientras en Estados Unidos y Europa, las aves contagiadas se eliminan, en Asia, en lugar de controlar la enfermedad mediante el sacrificio de las aves infectadas, los agricultores del sudeste utilizan las vacunas que dejan las fugas y el virus sigue evolucionando de generación en generación, haciéndolo cada vez más raro y peligroso.

El estudio señala la implicancia que tiene esta confirmación para la salud humana, haciendo notar que la Organización Mundial de la Salud informó recientemente de casos confirmados por laboratorios en China, de infección humana por virus de la gripe aviar, que incluye un número de muertes.

Si bien los humanos no han experimentado en este tiempo ninguna enfermedad contagiosa que mate a tantos anfitriones no vacunados como está sucediendo en las aves de corral, “ahora estamos entrando en una era en la que estamos empezando a desarrollar vacunas de nueva generación que son con fugas, que no hacen un buen trabajo de producir una fuerte inmunidad natural, dijo Read, citando las nuevas vacunas de VIH, la malaria e incluso el Ébola.

Si estas vacunas vienen con fugas de virus, “podrían conducir a la evolución de cepas muy virulentas”, reiteró la Universidad de Pensilvania. “Se debe también chequear otras vacunas”.

“Es importante ahora determinar lo más rápidamente posible que las vacunas de Ébola que ahora están ensayando no sean con fugas”, dijo Read,. e insistió que las futuras vacunas de experimentación en humanos “deben impedir por completo la transmisión del virus de Ébola entre las personas.

“No queremos que las enfermedades virales mortales como el Ébola evolucionen en la dirección que nuestra investigación ha demostrado que es posible que suceda con las vacunas”, concluyó el científico.

En este momento, mientras las personas vacunadas están desarrollando en sus cuerpos peligrosos virus, los no vacunados están en riesgo si tienen una inmunidad débil.

Sobre las vacunas correctas, los científicos de Pensilvania citan el caso de la vacuna contra la viruela, porque está diseñada para imitar la inmunidad que los seres humanos desarrollan de forma natural después de tomar contacto con los agentes infecciosos.

Fuente: La Gran Época