Transmisión del virus H1N1 de humanos a cerdos

Los brotes de gripe A pandémica en porcino sugieren la introducción del virus por parte de los seres humanos en los rebaños. El estudio, publicado en la revista Clinical Infectous Diseases, investiga un brote de H1N1 en porcino que tuvo lugar en una granja experimental porcina con 37 humanos y 1.300 cerdos en Alberta (Canadá) del 12 de junio al 4 de julio de 2009.

Se hizo un seguimiento de los síntomas, vacunaciones y exposición al ganado del personal. Se registraron los hallazgos clínicos, así como se llevaron a cabo las pruebas víricas y caracterización molecular de los aislados de humanos y cerdos. También se estudiaron las pruebas serológicas en humanos y comportamiento de la enfermedad similar a la gripe humana.

Las personas fueron infectadas antes que los cerdos. Siete de las 37 personas desarrollaron enfermedad similar a la gripe y dos (incluyendo el caso inicial) fueron positivos al H1N1 porcino por RT-PCR. Los cerdos fueron positivos a H1N1 porcino por RT-PCR 6 días después del contacto con el caso humano inicial y desarrollaron síntomas dentro de las primeras 24 horas tras los resultados víricos positivos. La caracterización molecular de los genomas víricos completos de ambas especies mostraron menor heterogeneidad de nucleótidos, con un cambio aminoacídico en los genes de la hemaglutinina y la nucleoproteína. El 67% de las personas con resultados serológicos positivos y el 94% de los cerdos con muestras positivas tuvieron pocos o ningún síntoma. En comparación con las pruebas serológicas, la definición de caso de enfermedad similar a la gripe en humanos tuvo una especificidad de 100% y una sensibilidad del 33,3%. El único factor asociado con la seropositividad fue el trabajo en la unidad de transición.

Los datos epidemiológicos apoyan la hipótesis de la transmisión personas-cerdos, y la caracterización molecular confirma que virus virtualmente idénticos infectaron personas y cerdos en este brote. Ambas especies sufrieron enfermedad leve y se recuperaron sin secuelas.

Fuente: Argos.Veterinaria
Foto:Todanoticia