Buscar
martes 23 julio 2019
  • :

La aftosa sigue causando pérdidas en Paraguay

El brote de aftosa a fines de 2011 y el rebrote pocos meses después siguen causando efectos negativos en Paraguay, así lo establece el informe de la subgerencia General de Política Monetaria del Departamento de Economía Internacional, según el cual la variación hasta mayo de 2012, es de US$ 177 millones menos que lo registrado hasta mayo de 2011. Recordemos que en mayo de 2011 Paraguay no había sufrido la aftosa.

Esta cifra representa un 8% menos, tomando como referencia el mismo período del año anterior. Hay que tener en cuenta que, entre mayo de 2010 y el mismo mes del 2011, hubo un aumento de 13,1%.

En cuanto a las importaciones acumuladas hasta mayo de 2012, hubo una baja de 4,3% con relación al año anterior. Este número contrasta con el incremento del 27,6% registrado en mayo 2011, con referencia al mismo lapso pero del 2010, asegura ABC Color.

En dólares, esta cifra representa una merma de US$ 189 millones.

Las variaciones se registran atendiendo las recesiones causadas por la fiebre aftosa que cerró varios mercados al país guaraní, pero también por la sequía que afectó a los principales cultivos de Paraguay, finaliza ABC Color.

Pérdidas millonarias

Por otra parte, a mediados de mayo la Asociación Rural del Paraguay (ARP) informaba que por la aftosa ese país había perdido 50.000 empleos directos y US$ 1.000 millones en inversión. El anuncio fue hecho por el presidente de la ARP, Dr. Germán Ruiz, en el acto de inauguración de la 39ª reunión de la Cosalfa (Comisión Sudamericana para la Lucha contra la Fiebre Aftosa) llevada a cabo en Paraguay a mediados del mes pasado.

Cosalfa reúne a todas las autoridades sanitarias del continente, y en ese evento participaron representantes de todos los países de sudamericanos, excepto a Venezuela, lo que le valió muchas críticas y cuestionamientos.

Al inaugurar el encuentro el Dr. Ruiz subrayó las consecuencias de la fiebre aftosa en los países que la sufren, y profundizó en el costo que tuvo para Paraguay. “El costo social y económico de los últimos brotes de fiebre aftosa en Paraguay ha sido muy alto. Más de 50.000 puestos de trabajo directos desaparecieron. Inversiones por más de US$ 1.000 millones quedaron sin efecto. Nuestras exportaciones tuvieron una disminución del 29%, y el impacto indirecto aún queda por determinar”.

También criticó las trabas impuestas por los países vecinos para el tránsito y comercialización, no solo de productos cárnicos, sino también para la soja y el maíz, que científicamente está comprobado no son transmisores de la enfermedad. “Hemos sentido a hierro caliente la desventaja comparativa de ser un país mediterráneo”, dijo el titular de la ARP.

Sin embargo reconoció el apoyo del gobierno de Brasil, que fue el primero que se abrió a las necesidades que tenía el Paraguay.

Aftosa en Venezuela

Como fue dicho, el país caribeño no asistió a la reunión internacional de Cosalfa, y por lo tanto no presentó su informe de 2011 sobre la situación de la aftosa en el país el cual es exigido por la Organización Mundial de la Salud (OMS). No obstante ello el laboratorio del Centro Panamericano de Fiebre Aftosa (PANAFTOSA) reveló dos focos del virus, informó sobre fines de mayo la publicación La Verdad, de Maracaibo, Venezuela.

El rebaño afectado en Venezuela presentó la cepa del virus tipo “O” y “A” de aftosa.

El 15 de abril Venezuela comenzó un plan de vacunación de contra la fiebre aftosa para pequeños productores. El Ministerio de Agricultura y Tierras atiende 25% del rebaño total que se estima en más de 12 millones de cabezas.

La ausencia de representantes sanitarios venezolanos en la Cosalfa ratificó la calificación de país “endémico” de aftosa.

En su resolución la reunión de Cosalfa manifiesta la “preocupación por la no participación de Venezuela” en la 39 asamblea y por “el desconocimiento de la real situación de la enfermedad y de los programas de prevención y de control en ese país”.

Fuente: agromeat